Usted está aquí
Inicio > Cultura > Artes Plásticas > Roberto Braulio González Un manantial de verdades

Roberto Braulio González Un manantial de verdades

Roberto Braulio González Un manantial de verdades

Roberto Braulio González no necesita purificarse con las aguas del Pon Pon (manantial de la localidad) y pétalos de rosas blancas para enfrentarse a los avatares de la vida y dejar esa huella indeleble que nos regala en cada acto de creación, con la pujanza que solo los virtuosos logran alcanzar.

Con una extensa obra, diversa en contenido y figurativa en esencia, caracterizada por un excelente uso del color y del dibujo, resuelve cada palmo del plano con la técnica que sea necesaria para lograr la idea, respetando las bondades y el nivel de expresión de cada una. El fin justifica los medios, más cuando el fin está comprometido con un interés ético que presupone la sinceridad que el autor pone en función de pintar lo que siente y no lo que piensa para expresar, desde su perspectiva, la verdad de las vivencias que marcan la existencia humana.

Roberto se siente libre, asume la pintura sin miedo, sin prejuicios, no hace concesiones al comercio y no le preocupa la crítica, solo la bidimensionalidad logra atarlo por el tiempo indispensable para materializar la idea, para lograr la magia de la pintura que se alcanza, precisamente, “cuando el sentimiento que se transmite parte de uno mismo”. Así, humaniza su mensaje y lo hace claro y comprensible para todos, lo expresa de una manera sencilla, sin esquematismos y, sobre todo, honesta, estableciendo, a partir de los elementos plásticos, una excelente comunicación con el espectador.

Se detiene el tiempo cuando se aprecia la belleza compositiva, la fuerza expresiva, y es eso lo que busca el autor cuando no incluye elementos que enmarquen las situaciones, que las relacionen con una época determinada, y consigue, intencionadamente, una suerte de liberad espacio-temporal que garantiza un disfrute pleno a venideras generaciones en cualquier latitud.

Gran parte de su obra se identifica con la nostalgia del individuo, con la naturaleza interna del hombre, con sus vicisitudes y dramas existenciales. Trabaja fundamentalmente por series, algunas de las cuales han marcado la vida del propio artista, por lo que considera las más relevantes: Paso de libélulaLa veracidad del diabloRetrato de familiaCaja de juguetesTe conozco mascaritaAhí viene el circo y La poesía escondida de Pinocho.

En esta última, se nos muestra diferente. Logrando una coherente interpretación del clásico universal, ilustra desde la figura de Pinocho una carga poética con textos de la poetisa Carilda Oliver Labra, utilizando pastel y acrílico sobre papel manufacturado. Como siempre, se identifica plenamente con el tema tratado, consiguiendo transmitir su esencia de manera convincente.

Roberto Braulio González Rodríguez (Cárdenas, 1956) es graduado de la Escuela Nacional de Arte, en las especialidades de Pintura, Grabado y Dibujo. Es miembro de la UNEAC (Presidente de la filial matancera de Artes Plásticas). Ha realizado exposiciones personales en Cuba y en el exterior, obteniendo diferentes premios y menciones. Algunas de sus obras se encuentran en los museos Madame Pompideu, Francia, y Smithsonian, Estados Unidos; Galería Southside, Misisipi, y el Centro de Estudios Cubanos, Nueva York. También son atesoradas por instituciones cubanas y como colecciones privadas de personalidades nacionales y extranjeras.

Deja un comentario

Top
Main menu