Turismo de compras de Habanos

Ir de shopping a Cuba tiene muchas aristas; entre estas, una que sobresale en la actualidad es la de ir a adquirir habanos, esos famosos puros hechos a mano que todos los que fuman quieren tener.

Los habanos son famosos en el mundo entero. En algunos filmes estadounidenses o europeos se les menciona como “los cubanos”, pero alrededor de este producto existe toda una estrategia de muchos fumadores para comprarlos.

Se pueden adquirir fuera de este archipiélago, gracias a más de 140 Casas del Habano, una franquicia en poder de la corporación internacional Habanos S.A., que comercializa este tipo de cigarro.

Sin embargo, la clave bien puede estar en comprar y consumir estos habanos en Cuba, su tierra natal, donde tienen un consabido enlace con el ron y el café, con la música y la danza, con el espíritu de los lugareños.

De ahí que le traemos algunas recomendaciones y datos que bien pueden interesarle a los fumadores, a las personas que quieren comprar para algún regalo de regreso a su país o simplemente para los curiosos.

Lo más destacado es la franquicia La Casa del Habano, que surgió en 1990 en México, y tuvo en 1993 en La Habana a la primera de este tipo, moradas de humo de calidad, con café, tabaco y otros productos de promoción de la cultura y tradiciones cubanas.

La Casa del Habano es una marca registrada internacionalmente, propiedad de la Corporación Habanos S.A.; su diseño y concepto sustentado en el know how, permitió una exitosa Cadena Internacional de Franquicias en un breve período de tiempo. Se trata de un modelo de negocios exitosos. Un amplio número de boutiques para el habano instauradas con normas y parámetros de identidad establecidos por el Franquiciador, Habanos S.A., para promover con una imagen y un servicio de excelencia el placer de fumar habanos y el conocimiento de su cultura por los consumidores.

El concepto de Habanos pudiera referirse a todo lo que proviene de La Habana, pero propiamente lo que se acuña como tal son los puros, hechos en Cuba, con hojas cubanas, conocimiento cubano y preparados legalmente en las fabricas cubanas.Comprar Puros Habanos en Cuba es fácil, pero es importante conocer que existe una cartera de 34 marcas de reconocido prestigio, y dentro de cada una vitolas o tipos; esto no es problema para quien es conocedor, pero para quienes quieren adquirirlos para regalos, e incluso no son ni fumadores, es un poco más complejo, con sabores suaves, medios y fuertes, tamaños diversos y, por supuesto, precios distintos.

Pese a que la garantía está en comprar en tiendas estatales, algunos torcedores ya jubilados, o particulares, producen puros de muy buena calidad, sin anillas ni marca, que para las autoridades no son habanos, pero en el estricto sentido técnico podrían serlos. Pero como todo en esta vida, la calidad significa el eje del asunto, buscar que exista una relación apropiada entre calidad y precio. Los habanos en las tiendas estatales son por lo general originales, con algunas excepciones o trampas que pueden introducir algunos empleados inescrupulosos que no son la mayoría.

Si fuera a recomendar las mejores tiendas, según comentarios de especialistas, se puede mencionar a la Partagás, en los bajos de la fábrica de igual nombre y con el elemento histórico a su favor de que fue la primera creada en Cuba; se encuentra detrás del Capitolio de La Habana.

Le seguirían la de la fábrica La Corona, en el Cerro, la Casa de 5ta, y 16 en el barrio de Miramar, El Corojo en el Hotel Meliá Cohiba, o la del hotel Cuatro Palmas en el balneario de Varadero, a unos 140 kilómetros al este de La Habana.

Entradas relacionadas

Leave a Comment