Lavarnos las manos nos protege

No es gratuito que se insista en el lavado frecuente de las manos como una de las medidas de autoprotección frente al nuevo coronavirus SARS-CoV-2. Las manos tocan muchas superficies y, una vez contaminadas, pueden transferir el virus a los ojos, la nariz o la boca.

La Organización Mundial de la Salud recomienda el siguiente procedimiento, que debe durar de 40 a 60 segundos:

1. Mójese las manos con agua.

2. Deposite en la palma de la mano una cantidad de jabón suficiente para cubrir todas las superficies de las manos.

3. Frótese las palmas de las manos entre sí.

4. Frótese la palma de la mano derecha contra el dorso de la mano izquierda entrelazando los dedos y viceversa.

5. Frótese las palmas de las manos entre sí, con los dedos entrelazados.

6. Frótese el dorso de los dedos de una mano con la palma de la mano opuesta, agarrándose los dedos.

7. Frótese con un movimiento de rotación el pulgar izquierdo, atrapándolo con la palma de la mano derecha y viceversa.

8. Frótese la punta de los dedos de la mano derecha contra la palma de la mano izquierda, haciendo un movimiento de rotación y viceversa.

9. Enjuáguese las manos con agua.

10. Séquese las manos con una toalla limpia.

11. Sírvase de la toalla para cerrar el grifo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Main menu