Cuba despide a Rosita Fornés, grande entre las grandes

Los cubanos despiden a una de las personalidades emblemáticas de la cultura nacional, Rosita Fornés, grande entre las grandes en las artes escénicas, según coinciden en calificarla autoridades y su muy numeroso público.

Rosita Fornés

La Fornés, como muchos la llamaban, falleció a los 97 años de edad en las primeras horas del 10 de junio en Miami, Estados Unidos, y desde entonces las redes sociales se han llenado de mensajes de condolencia y de recuerdo a la, sin dudas, una de las grandes divas de Hispanoamérica.

El Ministerio de Cultura aseguró que la artista será siempre recordada por su público, “conquistado por todo el mundo y en especial por el pueblo de Cuba”.

Cuba amanece triste, dice un twit de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, y añade que “hemos perdido a una gran artista, a una gran cubana”.

La legendaria vedette, cultivadora de un sinnúmero de vertientes artísticas –todas con calidad y éxito-, fue merecedora en su país del Premio Nacional de Música 2005 y de Teatro en 2001, así como el lauro de Honor al Mérito, de México, entre otros reconocimientos en diversos países.

Artista eterna de Cuba… Sin su nombre no puede escribirse la historia cultural de la nación… Un ser excepcional que nunca dejó de ser cubana… son algunas de las frases en redes sociales dedicadas a la Fornés.

Rosalía Palet Bonavia, su verdadero nombre, nació el 11 de febrero de 1923, en Nueva York, de padres españoles, y durante su larga trayectoria artística protagonizó o actuó en la opereta, la zarzuela, la comedia ligera, el drama clásico, la revista musical, el cabaret, la radio, el cine y la televisión.

 

Entradas relacionadas

Leave a Comment